Reacciones en las afueras del Encuentro el Siglo XX: la experiencia de la libertad.

Por Armando Ponce y Gerardo Ochoa Sandy.

(Texto resumido)

El salón Hamburgo del Hotel Galería Plaza fue el área asignada a la prensa para que asistiera a la declaración de muerte de la teoría marxista, el socialismo real y los intelectuales orgánicos al tiempo que se hacía la defensa de la integración económica y el mercado libre. El foro: “El siglo XX: la experiencia de la libertad”, escenificado de lunes a sábado en vivo y en directo en el staff 2 de Televisa San Ángel y transmitido por Cablevisión.

Durante la conferencia “De la literatura cautiva a la literatura en libertad”, Vargas Llosa definió a la mexicana como la dictadura perfecta, superior inclusive a la comunista. Paz “por amor a la precisión intelectual” se extendió en sus objeciones. Al término de la mesa trascendió que el poeta mexicano tuvo dificultades para disimular su enojo por lo que consideró una falta de educación.

La prensa nacional fue la otra experiencia de la libertad. Las páginas de los diarios confirmaron todo lo que se comentaba desde antes del inicio de los debates.
Que los organizadores invitaron a intelectuales afines a sus simpatías ideológicas.
Que las voces opositoras servirían para darle al encuentro un maquillaje de diversidad teórica.
Que las argumentaciones de distinto signo serían forzadas para que coincidieran con las tesis de Paz.
Que en los asuntos espinosos no habría derecho a la réplica.

El Nacional esencialmente glosó las intervenciones aunque no destacó las polémicas. El Universal y El Día ofrecieron coberturas irregulares. La Jornada insistió en los aspectos polémicos. El dialogo con políticos, intelectuales y artistas lo estimuló Unomásuno.
Las voces discordantes constituyeron un coro:
La intolerancia, la filiación y el interés por el poder, la ignorancia, la demagogia, la voluntad inquisidora.

Roberto Vallerino evaluó el Encuentro de Vuelta como el triunfo de “la imagología” eco de una de las tesis centrales de La inmortalidad, de Milan Kundera: la conversión de las ideologías en imágenes.

Pablo Gómez, también en la Jornada, consideró que “resulta paradójico que en México se realice un festín intelectual internacional para celebrar la democratización de Europa del Este, mientras que en este país prevalece un oprobioso régimen autocrático que se empeña en impedir, una y otra vez, el establecimiento de la república democrática”.

Luis Cardoza y Aragón, uno de los intelectuales de izquierda con mayor renombre en el continente:
“El de Paz es un pensamiento totalitario. El y su grupo muy definido son bastantes apasionados por las ideas contrarias a las que tenemos muchos de nosotros. Creo que se han cegado y no ven muchos de los problemas de América Latina. ¿Quién creen que tiró a Allende, quién cerca a Cuba en lugar de ayudarla a salir de sus conflictos. Apenas se despega una sociedad de un Somoza y la cercan. Muchos escritores ya no usan el término imperialismo, pero está en todos lados”.

_____
Proceso, semanario de información y análisis, Nº 722, 03 de septiembre de 1990, p 46 y 47

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: