Puesto de juguetes: imagen en mi libro de primer año, alegoría de la patria.

Puesto de juguetes

Cuento resumido.
Todos los días, al terminar las clases, los niños atravesaban la calle y se detenían frente al puesto de juguetes, que contemplaban con avidez.
A Maruca le gustaba una muñeca, a Anita un osito, a Luis una máquina de tren.
Cierto día, Luis, el mayor del grupo, dijo a sus amigos:
_Creo que, si todos ayudamos, poco a poco podremos ser dueños de los juquetes que más nos gustan. Miren: desde este domingo ahorraremos algunos centavos de lo que nos dan para comprar dulces; los pondremos en una alcancía, y cuando se reúna la cantidad necesaria, compraremos el juquete que prefiera alguno de nosotros. Después volveremos a reunir nueva cantidad y compraremos el juguete para otro, y así hasta comprar los de todos. Yo seré el último.

continúa.
Imagen a solicitud de una lectora.

Anuncios

1 comentario

  1. Olga María Vázquez

    Es un placer recordar la infancia con este libro, cuántos de los que estamos por este medio trabajamos con ellos. Gracias a los que hicieron posible este momento

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: